- Publicidad -Olimpíadas Matific

Las trayectorias educativas de cada una de las personas que pasan por el sistema educativo son únicas. Si bien existen muchos puntos en común, dado que compartimos docentes, escuelas, barrios, materias y compañeros, cada uno vive su paso por la escuela de un modo particular. En muchas zonas de nuestro país, estas experiencias se ven atravesadas por variables demográficas y socioeconómicas que son parte de una realidad a la que el sistema educativo no siempre puede dar buenas respuestas.

En estos escenarios, en los que gran cantidad de familias en situación de vulnerabilidad buscan en la escuela la posibilidad de tener un mejor futuro, es donde opera Enseñá por Argentina. Se trata de una organización que se basa en el modelo Teach For América, cuyo objetivo es que jóvenes profesionales enseñen en escuelas en riesgo social por lo menos durante dos años, al mismo tiempo que reciben formación pedagógica y de liderazgo.

Sobre Tiza tuvo el agrado de conversar con Oscar Ghillione, Director Ejecutivo de Enseñá por Argentina, y conocer más acerca de su historia, sus objetivos con la organización y también su visión para mejorar la educación en Argentina.

Habiendo obtenido su título en Administración de Empresas y un MBA en Gestión de Empresas en España, Ghillione ya contaba con experiencia en gestión de proyectos. “Trabajé en empresas familiares, después en SAP durante varios años. Al mismo tiempo, junto con unos amigos, habíamos empezado un proyecto que se llamó Grupo San Felipe y que trabajaba en diferentes programas educativos en el barrio Retiro”, contó.

En 2008, uno de sus amigos se encontraba estudiando en EEUU y asistió a una conferencia a cargo de Wendy Kopp, fundadora de Teach For América. Para ese entonces, Kopp ya había iniciado acuerdos para abrir Enseñá por Chile y comentó que estaban trabajando para empezar a trabajar en Perú. Su amigo contactó a Ghillione para ver cómo traer este modelo a la Argentina. Si bien los comienzos no fueron fáciles, debido a las obligaciones que cada uno tenía y la necesidad de armar equipos, oficinas y preparar muchos documentos, con el tiempo confirmaron el alto grado de impacto que el programa podía tener en las comunidades en las que trabajaban.

Si bien el joven emprendedor ya tenía experiencia en proyectos sociales y educativos, sabía que debía formarse para responder ante el desafío de llevar adelante esta organización en el país. Se especializó en políticas educativas y actualmente está terminando el profesorado. Participó de muchos debates y encuentros, leyó mucho sobre educación y así fue avanzando dentro de este campo.

“Una de las cosas más importantes que hice fue caminar mucho por las escuelas. Voy, estoy, escucho, creo que escucho más de lo que hablo. También me detengo a ver cómo se articula la teoría con lo que pasa día a día en las aulas. Creo que cualquiera que quiera emprender en educación debe formarse, leer, participar de los debates y conocer a las comunidades y escuelas, y también saber que es necesario avanzar de a poco. Tal vez hoy no parezca mucho pero el sueño es grande. Si el sueño no es grande se hace complejo encontrar el camino. Está bueno poder articularse con el Estado y las organizaciones, para que ese sueño realmente se pueda alcanzar de alguna manera”, subrayó.

Así como Teach for America logró expandirse a otros países, Argentina también propone un desafío para abarcar más zonas del país. Actualmente Enseñá por Argentina trabaja en 80 escuelas ubicadas en Capital Federal, Gran Buenos Aires, Córdoba y Salta, siempre articulando esfuerzos con el Estado y con instituciones de gestión privada que atienden a las comunidades con las que ellos buscan trabajar. Por eso, uno de los requisitos fundamentales para pensar la escalabilidad del proyecto en el país es el compromiso de los profesionales que se suman.

“Cuando uno se involucra a trabajar con otros, y más en las realidades en las que nosotros trabajamos, ser escalable es un mandato. Tenemos que trabajar para mejorar la situación de las personas con las que trabajamos. Al mismo tiempo hay que hacerlo bien, y eso lleva su tiempo. El crecimiento tiene que tener sentido con la organización y con las comunidades con las que trabajás. Por eso, cada profesional que se suma tiene que compartir esta visión que tenemos en Enseñá por Argentina, que se basa en una fuerte vocación social y de liderazgo”, expresó Ghillione.

Liderazgo con valores

El Director General de la organización señaló que la formación que reciben los profesionales de Enseñá por Argentina (PExAs) se basa en cuatro valores fundamentales en lo que refiere a cómo pensar el liderazgo:

  • La pasión como motor de cambio. “El foco debe estar puesto en la transformación que queremos lograr desde la organización y ese tiene que ser el motor que nos impulse a continuar apostando a nuestro trabajo con la comunidad.
  • El sentido de posibilidad. “Nos encontramos todos los días con chicos que creen que no sirven para estudiar, o que no pueden aprender, o que no pueden desarrollarse, cosas que le fueron pegando en la frente, y por eso partimos de la premisa en la que todos los chicos pueden alcanzar sus sueños y su potencial. El liderazgo se basa en qué podemos poner de nosotros para que ese chico pueda realmente alcanzar sus metas”.
  • Superación constante. “Aprender constantemente; estar atento a lo que sucede y seguir avanzando en el aprendizaje, porque cada día y cada chico es distinto y eso nos hace pensar en que no existe una forma de capacitarse para responder a todas las problemáticas”.
  • Responsabilidad compartida. “Nuestra organización no es la que va a cambiar la educación en Argentina, sino que esto es de todos. Hay un liderazgo compartido”.

PEXAS

En los cinco años que llevan como organización, Ghillione afirmó que han reducido la cantidad de profesionales que dejan el programa antes de finalizar los dos años. Han trabajado mucho para mejorar la comunicación de su propuesta, la calidad de la formación que ofrecen y también el modo de acompañar a sus profesionales. “Creo que la pregunta a la hora de pensar en participar o dejar el programa es si somos conscientes de lo que está en juego, por eso ponemos énfasis en que no se trata de un voluntariado”, señaló.

Enseñá por Argentina ofrece a sus profesionales una retribución económica a sus profesionales pero también tiene otras ganancias: la formación y el desarrollo personal y profesional de cada uno de los integrantes. La selección de los profesionales no es un proceso sencillo, pero al mismo tiempo, desde la organización señalan que esta rigurosidad también depende de los valores que pregonan desde la organización.

– ¿Cuál es el lugar que viene a jugar Enseñá por Argentina hoy y cuál debería ocupar en el futuro?

– Cuando hacemos las cosas bien y cuando estamos codo a codo con las comunidades con las que trabajamos, lo que pasa es que todos los que trabajamos nos quedamos con muchas preguntas acerca de cuáles son los cambios que tenemos que hacer para mejorar nuestra intervención en una comunidad. En el sector público a veces se complica que los cambios sean rápidos. En cambio, desde las organizaciones hay mayor facilidad para repensarse y actuar, y creo que eso es lo que estamos aportando hoy. Además, lo que hacemos es complementario a lo que es la escuela hoy. Cuando trabajamos con los padres y alumnos los cambios se sienten mucho y genera que aparezcan nuevos protagonistas. A veces es difícil encontrar esos protagonismos, sobre todo por cómo está configurada la escuela secundaria, principalmente, en la que muchos docentes trabajan en varias escuelas. Pero cuando cada uno comienza a involucrarse suceden cosas increíbles. Si tengo que pensar en qué podemos aportar a la política pública, me cuesta un poco más. Estamos aprendiendo mucho acerca de cómo las competencias de los profesionales que trabajan en educación influyen en la experiencia de los chicos y también estamos esforzándonos para llevar esto que aprendemos a un nuevo nivel. Esperamos poder participar en más espacios y abrir el debate para implementar y pensar nuevas políticas públicas vinculadas a la educación en todo el país.

Te invitamos a ver la charla que brindó Oscar Ghillione en el TEDxRíodelaPlataED 2015.

- Publicidad -

Deja un comentario