Mujeres se especializaron en habilidades digitales

Más de 30 mujeres e identidades disidentes se capacitaron con éxito en Desarrollo Web, Desarrollo Front End (HTML, CSS y JS), en el marco de Código Latam, una iniciativa regional de formación en programación y habilidades cognitivas y socioemocionales, enfocada en potenciar el desarrollo de la empleabilidad digital en la región.

0
280
- Publicidad -

Según UNESCO, las mujeres representan un 40% de los graduados en informática. En ese sentido, aunque la ciencia y la igualdad de género son fundamentales para el desarrollo sostenible, las mujeres siguen encontrando obstáculos.

En ese marco, Código Latam es una iniciativa regional de formación en programación web y habilidades cognitivas y socioemocionales, enfocada en potenciar el desarrollo de la empleabilidad digital en la región. Tuvo su primera edición en Buenos Aires, impulsada por el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires y Microsoft, y a cargo de Eidos Global.

En dos meses, más de 30 mujeres e identidades disidentes se capacitaron con éxito en Desarrollo Web, Desarrollo Front End (HTML, CSS y JS), aprendieron a desarrollar un servidor, incorporaron metodologías ágiles de gestión y habilidades del siglo XXI, armaron su portfolio y se prepararon para entrevistas de procesos de selección.

Luego de 12 clases sincrónicas, 4 espacios de mentorías, y 24 horas de trabajo asincrónico, quienes egresaron el 9 de agosto como primera cohorte de Código Latam cuentan con su portfolio para mostrar la web personal construida en los dos trabajos integradores del programa: esto les permite aplicar a búsquedas laborales de perfiles Trainee. Además, manejan contenidos de HTML, CSS y JavaScript que le permiten armar una web responsive con navbar, footer, menú desplegable, formulario de contacto y links a redes.

“El desarrollo de software es hoy uno de los 10 empleos más demandados dentro de la economía digital, y además presenta un crecimiento sostenido en los últimos 4 años. Código Latam es una iniciativa en la que Eidos Global y Microsoft ponemos el foco en generar oportunidades de acceso al mundo digital. Quienes pasan por esta formación, tanto desde lo digital como en la adquisición de habilidades del siglo XXI, logran apropiarse de estos aprendizajes y aplicarlos en contextos múltiples de su vida laboral y otros ámbitos de desarrollo”, declaró Fernando Carracedo, Programme Manager de Reskilling Latam en Eidos Global

De manera integradora, las habilidades socioemocionales del siglo XXI fueron también protagonistas en esta formación con especial hincapié por ser las más demandadas en el universo IT.

“Como en su momento lo fueron el barco a vapor, los aviones y los trenes: hoy las tecnologías digitales son creadoras de nuevos mercados y nos permiten crear más y mejores cosas. En este nuevo camino que estamos transitando, todavía tenemos un gran desafío: de acuerdo con datos de la CESSI (Cámara de la Industria Argentina del Software) en la Argentina, por año, quedan 15 mil puestos técnicos sin cubrir en empresas de todas las industrias. Por eso, desde Microsoft trabajamos junto con el sector público, privado y ONGs promoviendo iniciativas y capacitaciones para que cada vez más mujeres y disidencias puedan participar de los beneficios que trae la economía digital y ser creadoras y protagonistas de un futuro más inclusivo. Código Latam es una condición de posibilidad de ese futuro donde todavía está todo por hacerse”, señaló Jorge Cella, director de Filantropía de Microsoft Americas.

La primera cohorte, formada por mujeres y disidencias, finalizó en Buenos Aires en julio 2022, y celebró su egreso el 9 de agosto en el centro porteño, donde Eidos hizo entrega de los diplomas a quienes hoy ya pueden sumergirse en el mundo IT con nuevas herramientas demandadas en la economía digital.

 

América Latina tiene sólo un 45,8% de mujeres científicas

 

Algunos datos

“Según datos de 2020 de CIPPEC, aunque 6 de cada 10 estudiantes universitarias son mujeres, sólo representan el 25% en carreras de ingeniería y ciencias aplicadas; y el 15% en las inscripciones a carreras de programación. Con este tipo de programas buscamos, además de mejorar las oportunidades de acceso a un primer empleo dentro de la economía del conocimiento, terminar con la brecha de género”, comentó Tomás Mestre Olmedo, director de Políticas de Juventud del Gobierno de la Ciudad de Bueno Aires

Un estudio de UNESCO arrojó que, en 2018, las mujeres representaban un tercio (33%) de los investigadores del mundo. Habían logrado la paridad numérica en ciencias de la vida en muchos países y, en algunos de ellos, eran predominantes en este campo. Sin embargo, su proporción entre los doctores en ingeniería y en informática solamente ascendía a un 28% y un 40%, respectivamente.

Además, solamente representaban un 22% de los profesionales que trabajaban ese año en el ámbito de la Inteligencia Artificial (IA). Lo más paradójico es que en esos campos es donde se está impulsando la Cuarta Revolución Industrial y donde se registra al mismo tiempo un déficit de capacidades. Las mujeres siguen siendo minoritarias en los puestos técnicos y directivos de las empresas tecnológicas. En los EE.UU., el sentimiento de sentirse infravaloradas es el principal motivo aducido por las que dejan su trabajo en el sector de las tecnologías.

Testimonios de participantes

Sobre el curso las participantes comparten: “La diferencia que hubo respecto a otros cursos fue el impacto que tuvo en mí. Antes de este curso hice uno en el que lo más importante era cumplir los tiempos estipulados en la entrega de trabajos, no importa si no habías entendido nada. Pensé que esto del desarrollo web no era para mí, pero decidí darle una segunda oportunidad haciendo este curso. ¡Y menos mal que lo hice! Porque me encanto la forma en la que lo explicaron y como fueron hilando un tema con otro. ¡Me voy segura de los temas que aprendí y encaminada a seguir aprendiendo!”, expresó Daiana Benavidez, de 21 años.

Por su parte, Casandra Pérez, de 30, comentó: “Pude aprender mucho sobre lenguajes de desarrollo web como HTML, CSS y Java Script, los profesores nos dieron una visión más amplia del mundo de la programación, respecto a cómo acercarnos a este mercado laboral. A nivel personal me hizo crecer y me ayudó en ese camino de aprender y aceptar equivocarme y pedir ayuda, consejo que me llevo como futura profesional en el área. Ahora que ya culminamos con este proyecto, no solamente tengo mucho más conocimiento en el desarrollo web, sino que tengo mucho más claro que camino quiero seguir y cómo hacerlo como futura desarrolladora”.

 

 

 

- Publicidad -

Deja un comentario