La Cámara de Representantes de Misiones aprobó el establecimiento de un régimen propio para las Escuelas de la Familia Agrícola (EFA). De este modo, se busca instaurar las condiciones necesarias para el desarrollo y desempeño de las escuelas EFA; ratificar su importancia socio-económica para propiciar el arraigo de la comunidad agrícola; asegurar educación de calidad con igualdad de oportunidades y posibilidades; generar espacios para la transmisión de la educación rural; e impulsar a las generaciones futuras a trabajar la tierra, con los principios de cooperativismo, para disminuir los éxodos migratorios del campo a la ciudad.

Las EFAs son establecimientos educativos públicos de gestión privada que tienen una base asociativa civil y familiar, con pedagogía de alternancia integrativa e interactiva. Las familias, como co-educadoras, y el Estado, son responsables de la formación integral y la promoción del proyecto de vida de los jóvenes, informan desde el portal Noticias del 6 de Misiones.

La Ley sancionada tiene como objetivos, incentivar la formación de personas éticas, responsables, íntegras, críticas, creadoras, emprendedoras, líderes y con capacidad de transformar sus comunidades; en una pluralidad socioeconómica, religiosa, cultural, ideológica y política.

“Los docentes, alumnos y familias de las EFA han trabajado para traer a las mesas de debate legislativo su situación particular, sus necesidades y sus potencialidades, y expresaron tímidamente que siempre se pensó en la ley como un gran sueño y un anhelo”, afirmó el diputado Oscar Alarcón, impulsor del proyecto.

Según el legislador, las Escuelas de las Familias Agrícolas “nacen y se expresan a través de las necesidades de sus comunidades, y de esa manera adquieren un rol fundamental para el desarrollo de nuestra provincia, y día a día alimentan el sueño de miles de jóvenes misioneros, de tener un título y un oficio”.

A través de esta Ley se dispuso la implementación en el sistema de enseñanza de las EFA las Tecnologías del Aprendizaje y el Conocimiento (TAC), para que garanticen  la conectividad, la robótica, la automatización, y la inteligencia artificial, a través de la Escuela de Robótica y de Marandú Comunicaciones. Además, creó la figura del “monitor”, un rol encargado de impartir y construir conocimientos y saberes, planificar, supervisar, evaluar, calificar, orientar o colaborar con estas tareas; animando y promocionando la formación de personas y el desarrollo territorial.

Enseñanza disruptiva

Además, la Cámara aprobó la incorporación de metodologías disruptivas en el sistema educativo provincial. Es decir, formaliza la implementación de un conjunto de acciones, estrategias y metodologías de enseñanza que permiten la introducción de avances e innovaciones orientadas a la transformación de los procesos educativos, mediante las TAC, y los usos que se desarrollan en el ámbito de la educación y la comunicación.

Uno de los principales debates en relación a cómo incorporar este tipo de prácticas es si debe hacerse de manera transversal o a través de una materia específica. En el caso de Misiones, se ha optado por incorporar al diseño curricular de manera trasversal, en todos los niveles y modalidades del sistema educativo, la robótica y la programación, tomando como eje de acción a la Escuela de Robótica de la provincia.

Esta incorporación busca propiciar modelos educativos innovadores, con el soporte de la red de fibra óptica y de dispositivos digitales diversos, con el objetivo de adecuar las metodologías de enseñanza a los nuevos contextos tecnológicos y garantizar aprendizajes significativos.

También se propone desarrollar las competencias necesarias para la comprensión, utilización inteligente y crítica de los nuevos lenguajes producidos por las tecnologías de la información y la comunicación; favorecer los niveles crecientes de equidad, calidad, eficiencia y efectividad en el sistema educativo público de la provincia; promover el acceso al conocimiento y manejo de las tecnologías, formando al educando en el pensamiento algorítmico; e impulsar la adaptación y actualización didáctico-pedagógica de los docentes a través de la formación continua.

Deja un comentario